Zadar, más que un bonito atardecer

Establecimos base durante 3 días en la ruta por Croacia de norte a sur en Zadar.

¿Por qué Zadar? Hay otras localizaciones con mucho más nombre, pero igualmente desde una u otra tendrás que ir a visitar lugares tan increíbles como el parque Nacional de los Lagos de Plitvice, o el conocido por su catarata donde puedes darte un baño, el parque Nacional de Krka, Split, etc.

Teniendo en cuenta los lugares imprescindibles a los que ir, Zadar además de todas las cosas que ver en esta ciudad, es un buen punto para establecer base. Las razonas: su localización,  es más económico que otros mas conocidos y una vez allí sentí que había sido una gran idea. Sencilla para moverte por la ciudad, caminar al lado del Adriático, sentarte en el borde a esperar ese tan conocido y aclamado mejor atardecer del mar Adriático, el Ógano del mar, el Saludo al Sol, tomar un helado sentado en la plaza del Foro Romano.

El mejor atardecer del Adriático

Parece ser que Alfred Hichcock pronunció mientras lo contemplaba:

Zadar tiene la puesta de sol más hermosa del mundo, más bonita que la de Key West [Cayo Hueso], Florida, aplaudida cada noche».

¿¿Qué dices?? Sí sí, se dice que dijo eso.  ¡Hay que ver el atardecer en Zadar!

El atardecer más bonito sobre el Adriático

La verdad es que es sin duda, bonito es. Zadar cuenta con un paseo marítimo junto al adriático lleno de atractivos para el turista, muy turista. El Órgano del Mar, el Saludo al Sol, no sabes si vas a dar un paseo a un concierto o a hacer postura de Yoga.

El  Órgano del Mar y el Saludo al Sol

¿Por qué tanta fiesta en un paseo marítimo?

Después de la Segunda Guerra Mundial, el paseo imagino ya no parecía un paseo, Zadar fue bombardeada por las aviaciones británica y norteamericana. Echa añicos, resolvieron la reconstrucción del frente marítimo con hormigón. 

No hace muchos años, por el 2004, se decidió darle más vidilla a ese paseo que triste y desangelado quedó.

Ahora tienes sonidos generados por las olas sobre una especie de instrumento de viento creado por el arquitecto croata Nikola Bašić.

Mientras esperas la caída del sol sentada en lo que a simple vista parece unas escaleras de mármol, el golpe de las olas bajo ellas genera una especie de melodía única cada atardecer. Bajo la escalera, un sistema de tubos y caja resonante hacen su magia, el Órgano del mar.

No sólo pensó en música el arquitecto, pensó aprovechar las horas de luz para crear otro de las atracciones del lugar. El Saludo al Sol de Zadar, no es ninguna postura de Yoga, si no un circulo de unos 22 metros de diámetro compuesto por paneles de vidrio que durante el día se cargan para crear en la noche un espectáculo de luces.

Esto tan solo en un paseito al lado del mar Adriático. Tendrás que hacerlo de día y de noche.

¿No tienes suficiente?

Zadar tiene más, mucho  más, pero está todo muy concentrado. Dentro de las murallas de la ciudad todo está cerca para disfrutar a tope de su historia y encanto.

El foro romano de Zadar

Tan solo quedan unos restos de lo que fue, pero tienes para entretenerte un rato rodeando las columnas antiguas que quedan de aquel.

Esta zona está muy animada tanto de día como de noche. Por la noche está iluminada y si andas por Zadar sin duda no me la perdería.

Entre los restos del foro romano se conserva en muy buen estado, la columna de la vergüenza, donde se encadenaba a delincuentes hasta el siglo XIX. 

Columna de la vergüenza, se utilizo hasta el siglo XIX para atar delincuentes

En la placita, sin duda te estarás preguntado qué es ese edificio de planta circular. 

La Iglesia de San Donato

La iglesia de San Donato de Zadar fue construida en el siglo IX. No conozco muchas iglesias de planta circular y me pareció muy original, no solo por ser redondita, acércate y ¡mira su base!. Podrás apreciar que está construida sobre restos romanos. 

¿Y la torre que está a su lado? 

La Catedral de Santa Anastasia y su torre

La torre es el campanario de la Catedral de Santa Anastasia. Empiezo por la torre que la tienes al lado.

Subir cuesta unas 15kunas, unos de 2 eurillos y recomiendo subir. No tanto con niños porque la escalera es de caracol bastante estrecha, los que suben y los que bajan tienen que coordinarse para que fluya en ambos sentidos.

Podrás ver las campanas acercándote a lo más alto y te recompensa la subida unas maravillosas vistas de la ciudad. Cuidado con las horas en punto o te pillan las campanas con su ding dong.

Después de subir a su campanario puedes visitar la Catedral de Santa Anastasia. Fue construida entre los siglos XII y XIII,  la preciosa fachada de estilo italiano luce en la plaza.

La Plaza de los Cinco Pozos

Otro de los puntos que a mi más me gustó fue La Plaza de los Cinco. En ella cinco pozos alineados para abastecimiento de la ciudad.

Sobrevivir el asedio de los otomanos no habría sido posible sin el agua de estos pozos. Sin el agua y sin un sistema defensivo, las murallas de Zadar.

También puedes ver la Torre del Capitán, una torre medieval integrada en los restos de la muralla.

Las mullaras de Zadar

He dejado para lo último seguramente el lugar por donde has accedido a la ciudad.

El casco histórico se encuentra amurallado y has entrado por una de sus puertas. La más destacada, la Puerta Terraferma también conocida como la Puerta de Zara.

Reminiscencia de su periodo veneciano.

La ciudad está llena de historia, para los ávidos del tema, atracciones turísticas para todos los tipos. Me quedé con un bonito recuerdo de mis días de verano allí y contenta de haberla elegido campamento base en mi ruta por la costa Croata.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *